Ventajas renting maquinas expendedoras

Ventajas del renting de una máquina expendedora en tu empresa

Cada vez son más las empresas que optan por la modalidad de renting para las máquinas expendedoras, ya que sus ventajas son muchas en comparación con la compra directa de la máquina. Se trata de una solución que brinda un mayor margen económico a la empresa y parte de una inversión no tan alta como si compráramos la máquina. En este post te detallamos algunas de las principales ventajas a tu disposición.

¿Qué ventajas tiene la opción del renting en las máquinas expendedoras?

Las máquinas expendedoras son un clásico de las empresas de nuestro país y lo cierto es que son bastante importantes, ya que permiten a los empleados darse un descanso mientras toman un café o un aperitivo. En este sentido, muchas empresas se han decantado por la opción del alquiler de dichas máquinas, la cual tiene las siguientes ventajas:

  • El coste inicial no es elevado: A diferencia de lo que ocurría con la compra por parte de la empresa, en este caso no debes llevar a cabo una inversión tan alta. Tan solo basta con especificar las condiciones del contrato, incluir un seguro y efectuar el pago inicial para tener la máquina a disposición de los empleados.
  • Posibilidad de devolver el equipo: Cuando escogemos este servicio, no tenemos la obligación de quedarnos con la máquina, sino que incluso podemos cambiarla por otra una vez que hemos devuelto la que alquilamos en su día. Esto ofrece otros beneficios como la posibilidad de cambiar de productos y snacks cada cierto tiempo.
  • Explotación de la máquina y de los beneficios: Las empresas que alquilan estas máquinas tan solo tienen que pagar la correspondiente cuota de alquiler y gracias a ello tienen el derecho de explotación de la máquina junto con los beneficios de cada mes. De este modo, podemos hacer una mejor planificación mes a mes y, en muchos casos, si el contrato se renueva de manera mensual, podemos devolver la máquina expendedora y cambiarla por otra.
  • Mantenimiento técnico por parte del arrendador: Muchos de los problemas de estas máquinas venían porque sufrían averías como consecuencia del desgaste o por algún corte eléctrico. En cualquier caso, era la empresa, al haber comprado la máquina en su momento, la que tenía que asumir el coste de la reparación y los empleados, por su parte, esperar al arreglo para volver a usar la máquina. En cambio, con este servicio, si tu máquina se estropea, el mantenimiento y las reparaciones corren por cuenta del arrendador.

Como conclusión, la modalidad del renting está más presente que nunca en la sociedad. Desde los coches hasta las máquinas expendedoras, esta opción demuestra ser muy rentable para las empresas. Por ello, destacamos este servicio para que las empresas puedan disponer de cafés y snacks con unas máquinas siempre en perfecto estado.

Sin comentarios

Añadir un comentario